Loading...
Larger font
Smaller font
Copy
Print
Contents

La Iglesia Remanente

 - Contents
  • Results
  • Related
  • Featured
No results found for: "undefined".
  • Weighted Relevancy
  • Content Sequence
  • Relevancy
  • Earliest First
  • Latest First
    Larger font
    Smaller font
    Copy
    Print
    Contents

    ¡Lo que Dios ha hecho!

    Al repasar nuestra historia pasada, habiendo recorrido todas las etapas de nuestro progreso hasta nuestra situación actual, puedo decir: ¡Alabado sea Dios! Mientras contemplo lo que Dios ha hecho, me lleno de asombro y confianza en Cristo como nuestro líder. No tenemos nada que temer del futuro, a menos que nos olvidemos de la manera como Dios nos ha conducido.IR 38.3

    Somos ahora un pueblo fuerte, si queremos poner nuestra confianza en el Señor; porque estamos manejando las poderosas verdades de la Palabra de Dios. Tenemos toda clase de motivos para estar agradecidos. Si andamos en la luz de los vivientes oráculos de Dios tal como brilla sobre nosotros, tendremos grandes responsabilidades, en correspondencia con la gran luz que Dios nos ha dado. Tenemos muchos deberes que cumplir, porque hemos sido depositarios de la verdad sagrada que debe ser dada al mundo en toda su hermosura y su gloria. Hemos contraído con Dios la deuda de emplear toda ventaja que nos ha concedido para hermosear la verdad mediante la santidad del carácter, y para proclamar los mensajes de amonestación, consuelo, esperanza y amor a los que están en las tinieblas del error y el pecado.IR 39.1

    Gracias a Dios por lo que ya se ha hecho con el fin de proporcionar a nuestros jóvenes los medios para su preparación religiosa e intelectual. Muchos han sido educados para que puedan desempeñar una parte en las diversas ramas de la obra, no sólo en Norteamérica sino en los territorlos del extranjero. Nuestras editoriales han proporcionado publicaciones que han difundido por todas partes el conocimiento de la verdad. Sean reconocidas como expresión de gratitud a Dios todas las ofrendas que cual riachuelo han engrosado la corriente de la generosidad.IR 39.2

    Tenemos un ejército de jóvenes que puede hacer mucho si se lo dirige y se lo anima debidamente. Queremos que nuestros hijos crean la verdad. Queremos que sean bendecidos por Dios. Queremos que participen en planes bien organizados para ayudar a otros jóvenes. Sean todos preparados de tal manera que puedan presentar correctamente la verdad, dando razón de la esperanza que hay en ellos, y honrando a Dios en todo ramo de la obra donde estén calificados para actuar...IR 40.1

    Como los discípulos de Cristo, es nuestro deber difundir la luz que sabemos que el mundo no tiene. Los hijos de Dios deben ser “ricos en buenas obras, dadivosos, generosos; atesorando para sí buen fundamento para lo porvenir, que echen mano de la vida eterna”. 1 Timoteo 6:18, 19.—Testimonios para los Ministros, 24-32.IR 40.2

    Larger font
    Smaller font
    Copy
    Print
    Contents