Loading...
Larger font
Smaller font
Copy
Print
Contents

Mensajera del Señor

 - Contents
  • Results
  • Related
  • Featured
No results found for: "undefined".
  • Weighted Relevancy
  • Content Sequence
  • Relevancy
  • Earliest First
  • Latest First
    Larger font
    Smaller font
    Copy
    Print
    Contents

    2. Armonía con la Biblia

    Obviamente, Dios no incluye contradicciones conceptuales dentro de su sistema de comunicación. Ni le da más tarde a los profetas un botón para “borrar” o “eliminar”. La inmutabilidad de Dios se reflejará en sus revelaciones a los seres humanos. 5Ver Mal. 3:6; Sant. 1:17. Revelación progresiva (ver p. 422) es un término que describe el plan de Dios de “educación continua”. Se basa y edifica en la revelación previa; no la desplaza o contradice.MDS 30.5

    Isaías observa que los profetas genuinos serán probados por su fidelidad a revelaciones escritas previamente: “¡A la ley y al testimonio! Si no dijeren conforme a esto, es porque no les ha amanecido” (cap. 8:20).MDS 30.6

    Muchos son los intentos que ha habido en cada generación para definir la “verdad” acerca del origen y el destino del hombre. Abundan las aventuras intelectuales que tratan de explicar detalladamente lo que está “bien” y “mal” para la conducta humana. Pero la Biblia ha soportado el embate de los siglos como la piedra de toque para los hombres y mujeres de todas partes, bajo todas las condiciones, respecto a la verdad sobre el origen del hombre y la moralidad. La Biblia no sólo es la verdad inspirada; es la norma final de toda pretensión de inspiración.MDS 30.7

    Cada profeta que ha aparecido, en los tiempos del Antiguo o del Nuevo Testamentos, ha hecho de todos los escritos proféticos previos el hito para su propio ministerio. Cada uno, en un sentido, fue una luz menor que apuntó a la luz mayor. Pablo resumió sucintamente esta relación: “Toda la Escritura es inspirada por Dios, y útil para enseñar, para redargüir, para corregir, para instruir en justicia, a fin de que el hombre do Dios sea perfecto, enteramente preparado para toda buena obra” (2 Tim. 3:16-17).MDS 30.8

    Esta segunda prueba de la autenticidad de un profeta es clara e ineludible. Aunque profetas posteriores revelen ideas adicionales sobre los pensamientos de Dios respecto al plan de salvación, no contradirán los conceptos básicos ya dados.MDS 30.9

    Larger font
    Smaller font
    Copy
    Print
    Contents